Alergia

La Histamina

La histamina trata de una sustancia endógena almacenada en ciertas células de categoría llamada mastocitos. Se encarga de participar en múltiples procesos fisiológicos. En palabras más sencillas, una molécula que actúa en el cuerpo como neurotransmisor u hormona, regulando funciones biológicas y usadas por las células como mensajera, presente en cantidades, tanto en plantas como animales.

Ubicada en el sistema, la histamina está almacenada principalmente en los mastocitos de células basófilas de la sangre y en los tejidos conjuntivos. Siendo células secretoras, están encargadas de constituir un sistema que responde una enorme variedad de estímulos exógenos y endógenos, a través de muchos mecanismos celulares.

En condiciones normales, la histamina de los mastocitos debería encontrarse en gránulos secretores que poseen una matriz de heparina y de diversas proteínas, junto a varias hidrolasas, se encuentra acompañada en su mayoría, la matriz por enlaces iónicos, aunque una pequeña parte puede vivir en forma libre.

Trabaja en múltiples procesos mediante sus distintos mecanismos de liberación y teniendo incluso una respuesta general en el cuerpo humano. Las funciones que realiza la histamina en el cuerpo humano son variadas, pero destacaremos cinco de esa larga lista: procesos alérgicos, neurotransmisión, regulación cardiovascular, acción sobre el músculo liso extravascular y la secreción de jugo gástrico.

Mecanismos de liberación que usa la histamina

Participando en una multitud de procesos fisiológicos, la histamina es un regulador importante de los neurotransmisores. Para lograr ser liberada, debe cruzar la membrana granular y celular, siendo esta liberación citotóxica tras la ruptura de ambas membranas o exocitótica, por la función previa de estas, sin deterioro celular.

La histamina es liberada durante distintos procesos, como la secreción de jugo gástrico, es más conocida en procesos de liberación explosiva, tipo reacciones inflamatorias y de hipersensibilidad inmediata. En casos como estos, la histamina es de aquellos mediadores que son liberados de forma simultánea. Algunos de los agentes físicos que provocan su liberación son: calor, radiaciones, frío y traumatismos.

Respuesta de la histamina en el cuerpo humano de forma general

En un shock anafiláctico, la histamina es la molécula más representativa, se produce una salida masiva desde las células, ante los alérgenos. Siendo inyectada en la circulación general, puede producir taquicardia, enrojecimiento de la piel, cefalea pulsátil e hipotensión. Dependiendo la dosis de histamina aplicada, los efectos pueden ser potenciados o menores. De forma local produce prurito, edema, broncoconstricción y urticaria, además de contribuir con otros intermediarios al shock anafiláctico. Resulta claro su lugar en la respuesta inmunitaria.

Efectos secundarios de la histamina

Considerada como un modulador tanto de la respuesta inmune humoral como de la celular, la histamina también es asociada como el mayor mediador de reacciones de hipersensibilidad. Aplicada a grandes dosis o liberada durante una anafilaxia, puede ocasionar disminución profunda de la presión arterial.

Función de la histamina

La neurotransmisión

Actuando como un neuromodulador, la histamina puede regular las respuestas a otros neutransmisores, interactuando como opiáceos, acetilcolina, GABA, entre otros, teniendo el poder de incrementar la excitabilidad de las neuronas del SNC. Regulador de funciones hipotalámicas, manteniendo la relación vigilia/sueño, regula también el apetito y las funciones vegetativas.

Regulación cardiovascular

La histamina posee un papel inmunológico importante, provocando vasodilatación para conseguir atraer más células inmunológicas. Actúa como vasodilatador al interaccionar con sus respectivos receptores. La liberación de histamina realiza un aumento en la permeabilidad capilar gracias a efectos sobre los vasos pequeños, consecuencia de la salida de proteínas plasmáticas y líquidos hacia los espacios extracelulares.

Acción sobre el músculo liso extravascular

La histamina puede producir contracción en los músculos lisos de un individuo. Las respuestas pueden confundirte enormemente hasta en una misma persona, por ello debes oírlas todas y realizar comparaciones. Un ejemplo de algún caso, sería que pequeñas dosis de la molécula provocan bronco instrucción en personas que padezcan asma bronquial.

Secreción de jugo gástrico

La histamina se encarga de actuar como un poderoso secretagogo gástrico, desencadenando la excreción de ácido por las células parietales. Aumentando también, de forma notable, la producción de pepsinógeno. Siendo el mediador que predomina en la secreción ácida producida por el estómago, gracias a la estimulación de los receptores H2.

Previous post

¿Qué es el óxido nítrico?

Next post

Apendicitis, causas, síntomas y prevencion

The Author

admin

admin

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *